Juez vs. reportera

Qué poca madre: la juez Luz María Delgado, a lo que parece espoleada por la sed de venganza, encabeza a ocho gendarmes encapuchados, armados con fusiles de asalto, quienes arrestan a la reportera Sanjuana Martínez en su casa.
 
El delito de la colega: un presunto desacato a una orden judicial relacionada con una demanda de orden familiar.
 
Hace cuatro años Martínez denunció a Delgado por el secuestro de una funcionaria que, en el ejercicio de su función, le impedía a la citada juzgadora (je je) llevarse de una casa de amparo a dos menores.
 
Ejemplar representante del Poder Judicial esta señora Delgado: en letras de molde se le sindica de un plagio y no sólo sigue, muy oronda, al frente de “su” juzgado, sino que se da el lujo de tomar represalias contra la periodista que sacó a la luz sus presumibles trapos sucios.
 
Ocho fusileros para detener a una profesional de la Prensa. Niños asustados, un posible allanamiento domiciliario y todo con el pretexto de una falta administrativa, porque en el caso de que la compañera efectivamente, haya incurrido en desacato, es una simple infracción que ni a delito llega.
 
Ni para detener a la reina del Pacífico movilizaron a tanta gente armada.
 
Conozco a Sanjuana desde hace rato y doy fe de su honestidad como periodista y ser humano.
 
La magistratura no se da por satisfecha con la matanza de mis camaradas: ellos, también, golpean al gremio.
 
Sale sobrando preguntar qué hace Rodrigo Medina para cumplir y hacer cumplir la ley.
 
 
 
 
PIE DE PÁGINA: Sólo el 26 por ciento de los mexicanos participan o, por lo menos, se interesan en la vida política de la República.
 
Un análisis del Centro de Estudios Sociales y de la Opinión Pública de la Cámara (federal) de Diputados señala que el 74 por ciento de la población no nada más es apolítica, sino que le vale una semilla de calabaza quién manda en México.
 
Los datos anteriores explican la fácil impunidad con que los partidos políticos compran el voto.
 
El PRI, para variar, se coronó campeón en esta pelea amañada. Y ahora de qué sirve contar las balotas una por una, si nunca sabremos cuántos de los sufragios se pagaron con productos de Soriana.
 
Lo peor: esta abulia histórica abre las puertas del poder a los reptilones fósiles, como los llama una amiga.
 
Peña Nieto ni siquiera ha sido declarado Presidente electo y ya su “victoria” está contaminada.

Abusona de su poder
TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE:LO MÁS VISTO:

Para leer más

Celebran su apoyo radial El Teatro Ángela Peralta...
PRESENTAN LIBROS SOBRE AYOTZINAPA.- La noche del 26...
CHARLARÁ CON SUS LECTORES REGIOMONTANOS.- Sergio Ramírez (Nicaragua,...
JUAN TREJO TAMBIÉN ESCRIBE PARA QUE LO...
INICIA LA FERIA DEL LIBRO DE LA...
EL RETORNO DE 'LA BELLA Y LA...
UN TEXTO AUTOBIOGRÁFICO DEL ESCRITOR LUIS PANINI.- Hace...
LA ÚLTIMA DE ROBIN WILLIAMS.- La tercera entrega...
TIERNOS, GORDITOS Y TE HARÁN REÍR.- Después de...
JUAN CEDILLO PRESENTA 'EITINGON'.- El 20 de agosto...