Cinco décadas después

El 28 de junio se cumplieron 50 años de la aparición de Rayuela, de Julio Cortázar, una novela innovadora, entrañable, clásica dentro de la literatura hispanoamericana.

Con motivo del aniversario, y del lanzamiento de la edición conmemorativa, charlamos con Ramón Córdoba, editor en Alfaguara, quien se ha encargado de las reediciones mexicanas de la obra cumbre del argentino en los últimos doce años. Como adenda, incluimos la opinión de dos escritores contemporáneos quienes en obras de reciente promoción hacen referencia a Cortázar.

¿Qué sensación te dejó la primera lectura de Rayuela?
Me produjo la que mucho tiempo después supe que fue la típica de los jóvenes que leyeron Rayuela. Por una parte, una fascinación plena, por ejemplo el famosísimo capítulo 7, “Toco tu boca…”; pero por otro, una especie de furia ¿por qué nos hace ir a la muerte de Rocamadour en circunstancias tan terribles? Así pues, por un lado goce pleno, pero por el otro ganas de aventarle el libro a la cabeza al autor.

¿Qué piensas de las voces que dicen que es una novela que funciona mejor cuando el lector es joven?
Yo no creo que Rayuela sea un libro que esté destinado a una edad determinada. Uno lee el libro a la hora que le toca. El libro plantea tal terreno de libertad y el caos necesario, y la locura aparecen de un modo tan vehemente, que me queda claro que puede seducir de inmediato a gente muy joven. Y quienes la leen después encontrarán esa virtud, pero ya no se la plantearán como un mundo posible, sino como un mundo ideal.
Creo que esa es básicamente la diferencia. Sí hay lectura diferente según la edad que tienes, pero eso es válido no sólo para Rayuela, es válido hasta para la Biblia. Una lectura muy joven te plantea una completa y absoluta posibilidad. Una lectura muy adulta lo plantea como un “pude haberlo hecho de joven”.

¿Qué presenta esta edición en especial?
Se hizo una cuidadosa selección de pasajes de las cartas de Cortázar en donde él habla del tema, empezando por la carta donde habla sobre la primera vez que se le ocurrió, en 1958: “Estoy empezando a escribir una obra que quién sabe si me quede porque estoy poniéndome muy ambicioso. Quién sabe si la termine. Quién sabe si la termine y se venda. Es una especie de propuesta homérica, pero me tiene muy entusiasmado”. De ahí le seguimos la ruta hasta las traducciones. Una vez que pasó el efecto Rayuela empiezan a llegar las traducciones a otros idiomas que lo mantienen muy ocupado.

En parte está feliz, pues una obra traducida quiere decir que ha sido exitosa, que tiene muchos lectores. Por otro, lamenta un tanto la situación, porque tiene proyectos de escritura que debe postergar porque los traductores lo consultan con mucha frecuencia. “¿Qué quieres decir con ésta expresión y cómo crees que pudiera traducirse?”.

¿Qué tanto vende Rayuela en México?
Aquí tengo el dato en mi escritorio: en 2012 vendió 17,892 ejemplares. Es una cifra fuerte. No sé que tanto estés enterado de cifras, pero hay autores con su público y su fama, que no venden 3 mil libros de una novela. Periódicamente se revisa la tipografía, se cambia la portada. En 12 años que tengo en la editorial van cuatro ediciones nuevas y se debe haber reimpreso unas 28 o 29 veces, de por lo menos 3 mil ejemplares cada una.
JUAN FRANCISCO FERRÉ En su novela Karnaval, galardonada con el Premio Anagrama de Novela 2012, el autor español introduce a un personaje revolucionario llamado Julio. Un homenaje, por supuesto, hacia el argentino.

“Para mí Cortázar tiene algo que me interesa mucho como escritor: tiene una capacidad para meterse en la vivencia cotidiana y en la realidad del tiempo presente a través de lo fantástico. Para Cortázar lo fantástico nunca ha sido evasivo, nunca ha sido huir de la realidad en busca de mundos distintos, sino todo lo contrario. Cada vez que lees uno de sus magníficos cuentos te das cuenta que él está describiendo cómo es la realidad utilizando la fantasía, porque es el único modo de decir cómo es lo real. Todo el que no ha entendido a Cortázar no lo entiende porque a Cortázar porque se lee a través de Rayuela y Rayuela proyecta una sombra muy grande. Pero cualquiera que haya leído los relatos, sabe que ésta es la gran verdad de Cortázar y es una de las grandes verdades de la literatura”.

ÉLMER MENDOZA El autor sinaloense escribió “Querido Julio” para su volumen de cuentos Trancapalanca (publicado originalmente en 1989 y reeditado este año por Tusquets). Sobra decir que está dedicado al escritor.

Cortázar sorprende siempre. Cuando lo relees tal vez ya no hay sorpresa, pero hay un trabajo de estilo fenomenal, que vale la pena enfrentar de cuando en cuando. Tiene el lenguaje, lo urbano, la imaginación... Es un gran, gran autor.Rayuela
LO MÁS VISTO:

¡Inscríbite ya!


Universidad Autónoma de Durango / Licenciaturas a un click de distancia


 

Notas recientes

PRESENTAN LIBROS SOBRE AYOTZINAPA.- La...
CHARLARÁ CON SUS LECTORES...
JUAN TREJO TAMBIÉN ESCRIBE...
INICIA LA FERIA DEL...
UN TEXTO AUTOBIOGRÁFICO DEL...

Otras secciones

Celebran su apoyo radial El Teatro Ángela Peralta...
EL RETORNO DE 'LA BELLA Y LA...
LA ÚLTIMA DE ROBIN WILLIAMS.- La tercera entrega...
TIERNOS, GORDITOS Y TE HARÁN REÍR.- Después de...
LLEGA 'LA ÚLTIMA PROFECÍA' CON NICOLÁS CAGE.- Hace...
UN SUPERHÉROE DE PELÍCULA.- Después de cuatro años...
UN RIÑÓN ES EL PRETEXTO.- La segunda parte...
PRESENTA 'EL DICCIONARIO DEL CAOS'.- Fernando Rivera Calderón...
EL TALENTOSO MÚSICO ESTARÁ EN EL AUDITORIO...
¿UN MATRIMONIO MÁS? La historia de esta cinta...